Cómo decorar tu nidito por poco dinero

poco-dinero

A veces cuando alquilamos o compramos nuestro nuevo hogar nos asaltan dudas acerca de cómo decorarlo. Sentimos la necesidad de quitarle la huella de los antiguos inquilinos y hacerlo nuestro durante el tiempo que queramos vivir allí. Y es que decorar un piso con muy poco dinero no es difícil, sencillamente hay que echarle fantasía e imaginación.

Si lo que queremos es ahorrar dinero con la decoración de nuestro hogar, pero dándole un toque personal muy nuestro que lo haga más acogedor, sigue leyendo. A continuación, comentaré los trucos más importantes para decorar nuestro piso por poco dinero.

poco-dinero-1

1) Si lo que pretendes es ahorrar dinero, no contrates a un interiorista. Al fin y al cabo, lo más divertido de instalarte en tu nuevo piso es esta primera fase de decorar el piso. Si te lo hace otro ¿Qué gracia tiene? También, ahorrarás mucho dinero si lo haces tu misma.

2) Hay que tener muy claro el estilo que quieres darle a tu piso. Aunque si a ti te van muchos estilos diferentes no dudes en decorar tu piso del modo que te parezca mejor. Por ejemplo, si te gusta el estilo escandinavo para el salón, pero prefieres decorar tu dormitorio con mil bordados y pintar tus paredes en tonos rosa con lunares verdes, no hay ningún problema, mientras a ti te guste, que esto a fin de cuentas es lo más importante.

3) Para empezar con la recolección de aquellas alhajas que tenemos escondidas bajo una pila de ropa vieja en cajas, llenas de polvo en el fondo del desván, hay que hacer operación búsqueda de souvenirs de aquellos viajes que nos traen buenos recuerdos. Esas bonitas alfombras, figuras y tapices. Si lo que buscamos es darle un aire étnico a nuestro hogar, desempolvar todos los objetos que adquirimos en ese viaje a la India o a Marruecos no falla.

4) Personaliza las habitaciones con fotografías que has hecho tu misma. Si se disponen bien puede quedar muy cool. De la familia, los viajes, los paisajes y hasta de nuestra mascota. No sólo es muy barato, sino que le dará mucha vida a esos estantes completamente vacíos.

5) Personaliza con recortes de revistas. Jugar con las letras de las revistas y construir aquellas citas que tanto te gustan de Oscar Wilde, Hemingway o Gandhi puede darle un toque muy interesante a nuestro salón.

6) Las plantas sin duda quedan maravillosamente en cualquier espacio. Yo apostaría por las plantas naturales, no las de plástico, pues suelen ser bastante caras y no me gusta demasiado el efecto artificial que le dan a los espacios. Sin embargo, todo eso lo tiene que decidir quien vaya a decorar la habitación. Las plantas dan vida a tu espacio. La única advertencia es que si eres de esas personas que no saben cómo mantener una planta hay que averiguar bien, por parte de la señora de la floristería o cualquier experto que conozcas cómo se hace, la frecuencia con la que hay que regarlas, qué plantas son menos problemáticas a los cambios de tiempo y todas esas cosas.

7) La iluminación de las habitaciones es muy importante. Recomiendo que las cortinas no tengan colores muy oscuros, de lo contrario acabarás gastando mucha luz y si tienes que correrlas siempre a los lados no tiene demasiado sentido tenerlas.

8) Reutiliza todos aquellos muebles que tu madre, tu suegra o tus amigos pensaban tirar. Maletas estilo vintage, sillones de la abuela, cojines con bordados de tu madre… Si la madera está carcomida existen todo tipo de métodos para arreglarlo. Si no te gusta su aspecto, píntala del color que más te guste. La madera vieja siempre le da un toque vintage que está muy de moda. Como se puede ver en el mueble de madera pintada en azul que se puede ver a continuación.

poco-dinero-2

9) Si lo que quieres es que de la impresión de que esa habitación tan pequeña parezca más espaciosa, los espejos no fallan. Los espejos le dan un efecto visual de amplitud muy usado por los interioristas, sin embargo, yo considero que no hay nada de malo en que una habitación parezca pequeña siempre que parezca acogedora y esté decorada adecuadamente.

10) Dale un poco de imaginación. Una vez tienes los objetos la tarea de ordenarlos es enteramente tuya. Esa guitarra que tanto te gusta tocar en las fiestas, déjala en el salón al lado de ese pequeño estante con tus libros favoritos. Ese sofá de tu abuela que has rescatado, ponle una funda acorde con el color de las paredes o de la cortina, etc. etc. O las maletas viejas de tu abuela, como las que podéis ver a continuación:

poco-dinero-3

Estos son los trucos que combinados adecuadamente te pueden ayudar a decorar tu nuevo hogar. No compres cosas sin pensar y antes asegúrate de que eso mismo que estás comprando no puedas tener en tu trastero un sustituto. Al fin y al cabo, esta es la clave fundamental para ahorrar dinero en la decoración tu piso.

Más información – El Sofá “oslo”: estilo minimalista

Te puede interesar

Categorías

Decoora
Etiquetas

Silvia Serret

Licenciada en Filología Hispánica, apasionada por las letras y por todo lo estéticamente bonito. Mi deporte favorito: contar al mundo mis... Ver perfil ›

Escribe un comentario