Restaura tus muebles con pintura metalizada

Pintura metalizada en muebles

La restauración de muebles antiguos está a la orden del día. Si quieres darles un toque de tendencia, puedes optar por la novedosa pintura metalizada. Estos tonos son muy actuales, y le darán un aspecto totalmente diferente a tus muebles viejos.

Para realizar una restauración perfecta, debes saber cómo hacerlo, pero también hay que elegir el tono adecuado de pintura metalizada. Los plateados son modernos y glamourosos, mientras que los cobre tienen un aspecto más clásico, y los dorados son sofisticados.

PIntura metalizada

Lo primero que debes hacer para restaurar tus muebles en esta clase de tonos, es lijar muy bien. Estas pinturas hay que aplicarlas en capas muy finas para que queden bien, por lo que la superficie del mueble debe ser homogénea. Hay que corregir grietas e imperfecciones de la superficie con masilla de resina sintética. A continuación, debes dejarla secar y volver a lijar hasta que quede perfecto. Es un punto muy importante para un acabado final perfecto.

Acto seguido, debes aplicar una capa de imprimación tras limpiar los restos de polvo. Para ello hay que aplicar un sellador acrílico. Con esta base, solamente queda aplicar la pintura en el tono que hayas elegido. Puedes hacerlo con brocha y rodillo, aunque lo más fácil y rápido es el aerosol, pulverizándola sobre la superficie a una distancia siempre igual. Deja secar y aplica las capas que requiera hasta que consigas el efecto que deseas.

Los muebles más modernos y básicos quedan ideales con el plateado, para darles un aspecto industrial. Si has elegido el plata para un mueble retro, le darás un aspecto barroco, por lo que debes añadir decoración en este sentido. Para los que elijan los tonos cobre, son más clásicos, e incluso son adecuados para ambientes rústicos. El dorado es también clásico pero en un sentido lujoso.

Más Información – Muebles reciclados en tonos intensos

Te puede interesar

Escribe un comentario