Acabados para las paredes del baño

Paredes del baño

Hoy en día son muchos los acabados por los que podemos optar para decorar las paredes de nuestro baño a parte de los azulejos rectangulares de toda la vida o el clásico mármol. Podemos optar por pinturas lisas antihumedad, mosaicos de cristal, cerámicas, piedra natural o incluso microcemento pulido para dar un acabado liso y moderno.

Entre las muchas elecciones que podemos hacer, algunas son mejores para determinados estilos que otras pero todas pueden ser una buena opción para nuestro baño si sabemos cómo combinarlas con acierto. Las paredes del baño siempre son un punto que preocupa porque se suelen recubrir por cuestiones prácticas, pero la practicidad no tiene por qué estar reñida con el diseño.

Paredes de piedra en el baño

Las paredes del baño pueden tener piedra

Uno de los revestimientos más actuales para decorar el baño es el uso de piedras naturales como por ejemplo la pizarra negra o la piedra caliza en tonos ocres combinada con zonas lisas pintadas o con un acabado de microcemento pulido. Dentro de esta opción existen revestimientos que imitan la piedra natural, son más económicos y más sencillos de colocar, ya que la instalación de la piedra natual debe hacerse por una persona especializada en colocar este tipo de material para que quede perfecto, en cambio las de imitación vienen en baldosas con una cara totalmente plana lo que hace sean de fácil instalación. Es un acabado que sin duda va a ser perfecto para los baños que tengan cierto toque rústico o para los que añadan piezas vintage. Este tipo de acabado no se usa por ejemplo en baños muy modernos en los que se quiere algo más pulido y minimalista.

Utiliza mosaicos en el baño

Las paredes del baño pueden tener mosaico

Otra de las opciones para la pared de nuestro baño es el uso de teselas o mosaicos. Existe una gran variedad dependiendo del material y del colorido, podemos encontrar mosaicos de piedrecitas, con teselas en forma de círculo, con formas irregulares e incluso los más clásicos de colores en forma de cuadradito fabricados en cristal o cerámica. Además podemos combinar el acabado mate y el brillo y diferentes texturas en paredes y cenefas. Estos mosaicos se inspiran en los romanos, en esos baños que se decoraban con figuras que se formaban con estas teselas aunque hoy en día encontramos ideas más actuales. Estos pequeños mosaicos pueden tener mil colores y acabados y nos dan mucho juego para el baño.

Opta por el microcemento pulido

Como ya explicamos en una entrada anterior, el microcemento pulido es un material relativamente nuevo que puede aplicarse tanto en suelos como en paredes y otra superficies y es resistente a la humedad. Presenta un acabado liso y puede elegirse ente distintos colores y tipos de acabado, más brillante o más mate. El cemento pulido es un acabado que se le aplica al hormigón para que quede liso y con brillo. Es una opción que resulta muy económica y fácil de mantener, además de tener cierto toque industrial que gusta mucho hoy en día.

Microcemento para el baño

Microcemento para el baño

Este es otro material que se puede aplicar en pisos y paredes del baño y que nos proporciona una gran cantidad de acabados y una gran calidad. Tiene una base de cemento a la cual se le añaden polímeros, áridos ultrafinos y pigmentos para conseguir un acabado liso en el que además se pueden elegir infinidad de colores. Es una de las elecciones más actuales para grandes superficies en las que se quiera calidad a pesar del desgaste. Si lo quieres para tu baño tendrás un buen material que además es muy higiénico y que te proporciona altas prestaciones.

Elige cerámica de calidad

Los azulejos en el baño pueden quedar bien

Entre todos los revestimientos que se fabrican para esta zona de la casa, quizá la cerámica sea la que más se ha extendido por su gran variedad. Podemos encontrar todo tipo de diseños, colores y acabados. Y gracias a este gran abanico encontramos diseños clásicos y modernos a precios bastante económicos. El acabado de las paredes con cerámica tiene múltiples ideas. Los azulejos siguen siendo la opción más buscada para las paredes de nuestro baño porque hay muchos diseños, nos permiten tener un espacio con luz y además son resistentes y se limpian con mucha facilidad.

Elige pintar las paredes del baño

Un acabado para las paredes del baño que no requiere obra consiste en simplemente pintar las paredes. Eso sí, tiene que ser una buena pintura resistente a la humedad para evitar que se estropee en poco tiempo. Es una solución muy sencilla y que además nos permite cambiar el aspecto del baño con relativa facilidad cuando nos cansemos de sus colores. Pintar las paredes del baño puede ser otra buena idea y siempre podremos escoger entre un gran número de colores, aunque en la actualidad se llevan los tonos claros para dar luz.

Mármol de calidad en las paredes

Baño con mármol

Entre los acabados que más nos pueden llegar a costar para un baño se encuentra el mármol. No es algo que se escoja en muchas ocasiones, salvo para aquellos baños en los que se busca elevarlos a la calidad de lujosos. El mármol es un material caro pero el acabado elegante que proporciona es muy difícil de igualar, por lo que puede ser otra sensacional elección. Si lo que deseamos es un baño que esté por encima de los baños estándar esta elección para revestir paredes puede ser la más adecuada, aunque tenemos que estar dispuestos a cuidarlo para que quede bien y a gastar para revestir las paredes con mármol.

Paredes con madera en el baño

La madera queda muy bonita en el baño

Hace años la idea de poner madera en el baño podía parecer poco razonada, ya que este material podía verse dañado por el exceso de humedad que hay en el baño. Pero hoy en día encontramos maderas que han sido tratadas y que se pueden usar perfectamente en el baño. Además, las maderas de origen tropical resisten especialmente la humedad, por lo que son ideales para esta zona de la casa. Si quieres un tono más cálido en el baño puedes revestir una de las paredes con láminas de madera clara. Los tonos oscuros también son válidos, aunque se usan en pequeñas cantidades y para darle un toque elegante y sofisticado a todo.

Papel pintado

Un baño con papel pintado queda perfecto

La calidad de los papeles pintados también ha hecho que estos se incorporen en las paredes de muchos baños para crear espacios realmente originales. Este material se puede poner en las paredes y resiste bastante, aunque nunca va a ser tan duradero como por ejemplo los azulejos o el mármol. Sin embargo, es una buena elección para la zona del lavabo o para poner un toque de colorido y estampados en el baño. Los baños actuales pueden tener todo tipo de elementos y las paredes nos sirven para dar rienda suelta a nuestra creatividad. Con estos papeles pintados podrás crear maravillas en las paredes y puedes dejar el azulejo para revestir otras zonas como la de la ducha.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.