Caseta de perro en el hogar

Caseta de perro con porche

La caseta de perro no es precisamente un elemento decorativo, sino algo que hace falta en un hogar en el cual tengamos mascota. Esta caseta suele ponerse en terrazas o en zonas de exterior para que el perro pueda estar fuera y resguardarse, aunque también las hay para el interior. Aunque casi siempre pensamos en las casetas más básicas, lo cierto es que hoy en día nos encontramos con muchos modelos diferentes.

La caseta de perro es un elemento que hay que elegir bien dependiendo de las necesidades de nuestra mascota. No obstante en la actualidad hay piezas realmente originales y sorprendentes que también son perfectas para tener un detalle que resulte decorativo. Vamos a inspirarnos con algunas interesantes casetas de perro para deleitar a nuestra mascota.

Dónde poner la caseta de perro

Caseta de perro

La caseta del perro se suele poner de manera preferente en la zona del jardín. Estas casetas se usan para que el perro pueda resguardarse si se queda fuera o si quiere un lugar con sombra. Aunque no pase la noche fuera, los perros suelen preferir estar al aire libre, por lo que estas casetas le sirven para poder disfrutar de ese exterior. Se ponen en lugares en los que no haya humedad y no se ensucie demasiado, pero en lugares apartados, ya que en el medio puede constituir un obstáculo para todos. De todas maneras, hoy en día hay casetas en materiales como la madera que se mimetizan bien con las partes naturales del jardín.

En otras ocasiones hemos podido ver casetas más ligeras y de materiales menos resistentes para terrazas o para el interior del hogar. En el interior se suele usar una simple cama para perros pero algunas mascotas prefieren una caseta completa en la cual poder dormir y sentirse seguros, por lo que se le pone una en un lugar que no sea molesto para nadie.

Materiales de casetas de perro

A la hora de hacer las casetas de perro, nos encontramos con diferentes materiales. En el exterior se suelen buscar materiales que sean resistentes. En este caso casi siempre nos remitimos a las casetas de perro que son de madera, pero madera resistente en la que se ha realizado algún tratamiento para evitar que se estropee con el sol o con la humedad. Es importante que si vivimos en un lugar en donde llueve o hay humedad la caseta sea elevada, sea del material que sea, para evitar que el perro sienta esa humedad.

Otros materiales para el exterior pueden ser el metal, el aluminio o incluso la piedra o los bloques. Si tenemos un buen diseño de la caseta, no tiene por qué ser una caseta que desentone, aunque los materiales como el metal se deberían pintar en tonos bonitos como el blanco. Las casetas de aluminio son resistentes y además resultan ligeras. En cuanto a las de bloques y piedras, son costosas pero son de las más resistentes.

Casetas clásicas

Caseta de perro

A la hora de buscar diseños de casetas, tenemos las que más fácilmente se adaptan a todo tipo de espacios. Nos referimos a las casetas clásicas. Esas casetas que imitan las formas de las casas con un pequeño tejado a dos aguas, una entrada grande y un suelo elevado. Este diseño es el más clásico y siempre funciona, aunque puede llegar a resultarnos un poco aburrido porque realmente ya lo hemos visto en muchas ocasiones. Es fácil encontrar este tipo de caseta en madera, en plástico o en otros materiales.

Diseños funcionales

Caseta de perro funcional

Estas casetas también pueden tener diseños que sean muy funcionales. Algunas cuentan con una pequeña zona de porche para que el perro pueda tomar el sol sin estar en el suelo, ya que la madera suele resultar más confortable. También las hay que incorporan la zona para el comedero y el bebedero. Este tipo de casetas son ideales si el perro está en una terraza, ya que en el exterior, si la comida no está cubierta se estropearía.

Diseños originales

Caseta original

Entre las casetas de perros también hay algunos diseños originales que nos sorprenden. Algunas imitan en tamaño mini a las casas de las personas, algo que resulta muy gracioso. Las hay con todo tipo de detalles, incluso con ventanas, o con un diseño que nos recuerda a las casas más minimalistas. En este caso se trata de llamar la atención con una caseta soprendente.

Elige el tamaño de la caseta de perro

Este es uno de los puntos más importantes en los cuales no debemos equivocarnos. El tamaño de la caseta es fundamental, ya que debe ser adecuada para nuestro perro. Nos podemos dejar aconsejar pero ante la duda siempre es mejor coger aquella que nos parezca más grande, para que el perro se encuentre cómodo en ella. Además, debemos medir la zona en la que la pondremos para ver si tenemos espacio suficiente.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.