Cómo decorar tu hogar con la tendencia del degradado

Los colores en degradado crean un bonito efecto en el que pasamos de los tonos más intensos a otros más claros en tonalidades pastel, llegando incluso al blanco total. Esta es una técnica que se puede aplicar sobre un sinfín de cosas a la hora de decorar el hogar. Desde alfombras a cortinas, muebles e incluso paredes, porque siempre hay espacio para un poco de colorido en tu vida.

Si siempre te ha gustado el sutil y original efecto del degradado, puedes probar a ponerlo en el tono que más te guste y en los grados que quieras, porque este puede ir de un tono pastel al blanco y de un tono oscuro al más claro de su tonalidad, dependiendo de la intensidad que deseemos añadir.

Crear unas paredes en degradado

Uno de los lugares en donde más se utiliza últimamente la técnica del degradado es en las paredes. Un espacio realmente interesante que siempre decimos que es como un lienzo en blanco que podemos decorar a nuestro gusto. Realizar unas paredes en degradado no es del todo fácil, ya que debemos ir utilizando tonos más diferentes, con menos carga de color o más blanco mezclado. Hay quien lo hace utilizando una esponja para mezclar bien las tonalidades y que así quede un degradado bonito. Sin duda el efecto siempre es colorista y nos permite añadir colores fuertes y extremos sin quitar toda la luminosidad a los espacios.

Muebles con efectos de color

Aunque no hagamos el degradado tal cual, es posible crear un efecto igual si juntamos varias tonalidades de un mismo color. El mueble en azul usa un azul pastel, azul claro en el medio y un azul más intenso en la parte inferior, que aunque no se mezclan de forma degradada crea igualmente el efecto. En las escaleras hacen exactamente lo mismo. Unos tonos que se van oscureciendo conforme bajamos las escaleras para crear un conjunto degradado muy original que llena todo de color.

Cortinas degradadas

Las cortinas degradadas son realmente originales y nos permiten añadir una interesante pincelada de colorido a la estancia sin recargarla demasiado. En este sentido se suelen usar color intensos que se degradan rápidamente y que no suelen llegar ni a la mitad de las cortinas, para dejar solo con color la parte inferior. De esta forma no se resta nada de luminosidad en las ventanas, dejando el resto en un tono blanco que deja pasar la luz y la multiplica.

Textiles coloridos

Estos salones nos demuestran que se pueden añadir colores intensos y crear un espacio de lo más original con el degradado, pasando del azul oscuro al blanco en pocos centímetros. Desde una alfombra degradada que se mezcla con el suelo y divide ambientes a unas amplias cortinas degradadas que añaden colorido en un salón que mezcla varios tonos de azules. Porque lo del degradado invita a mezclar tonos de un mismo color sin miedo.

Efecto degradado con distintos tonos

Tal y como vimos en los muebles, usando distintos tonos pero sin mezclarlos, de forma que en esencia no se produce el degradado, pero creando un efecto parecido, se puede hacer en las paredes. Divide en cuadrados o listas anchas y deja que los tonos se mezclen en tu retina. En este caso han usado verde y azul, los tonos del descanso por excelencia, pero hay muchas más ideas, desde un rosa a amarillos. Solo tienes que hacer bien las mezclas de pinturas para conseguir los tonos exactos.

Paredes con efectos originales

La pintura al agua puede crear fácilmente el efecto de degradado, ya que es pintura con agua, y se puede aplicar con esponjas o telas, de forma que vayamos creando formas. Hay que tener control a la hora de usar este tipo de pintura para que el efecto no sea un desastre, pero practicando en papel primero podemos lograr cosas realmente originales e interesantes.

Detalles decorativos en degradado

No pueden faltar los pequeños detalles para decorar los espacios. Puede que una pared de azul intenso y degradada te parezca demasiado para redecorar el salón, pero no podrán resistirte a añadir estos toques de color en algunas piezas de tu hogar. Llega el buen tiempo y debemos incluir tonos como el verde agua, el amarillo o el naranja. Tonos que parten de colores intensos para convertirse en bellos colores pastel sobre macetas, marcos de cuadros o estanterías. Sin duda se trata de un efecto que nunca deja indiferente a nadie y que puede no estar entre las tendencias top del momento, pero que resulta realmente original y no está dispuesto a pasar de moda. Puedes coger viejas macetas, pintar la base de blanco y a continuación comenzar a practicar con el degradado. Puede que después lo apliques a los pies de los taburetes, a una estantería o a una lámpara de dormitorio.

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print
Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.
Los mejores Vinilos

Categorías

Complementos

Licenciada en Publicidad, lo que más me gusta es escribir. Además, me atrae todo lo que es estéticamente agradable y bello, por lo que soy fan de la decoración y de la moda. Actualmente, también escribo en MundoPerros, Actualidad Viajes y Bezzia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.