Cómo decorar un salón pequeño

Salón pequeño

Si contamos con un salón pequeño en nuestro hogar, siempre tendremos que aprovechar bien cada espacio disponible. Decorar espacios pequeños tiene también sus trucos para que parezcan mucho más amplios y confortables. Vamos a ver cómo decorar un salón pequeño, ya que sacarle partido a esta zona es muy importante.

Un salón pequeño necesita aprovechar cada rincón, puesto que es un lugar en el que se reúne gente y en el que además encontramos muchos muebles, incluso algunos de almacenaje. Por eso es importante poder decorar con gracia un salón pequeño.

Utiliza mucho color blanco

Salón blanco

El color blanco está de moda, pero es que además se trata de un tono que nos resulta muy versátil, puesto que se puede combinar con todo y aporta mucha luminosidad. Es el tono ideal para los espacios pequeños, utilizándolo como base para todo el ambiente, ya que nos ayuda a crear una agradable sensación de amplitud. El color blanco en los suelos, en paredes y en muebles nos puede ayudar a crear un ambiente diáfano y más amplio de lo que en realidad es.

Menos es más

Salón con muebles

Con esto nos referimos a que en espacios reducidos siempre es mejor evitar saturar el espacio. La mejor idea es evitar comprar demasiados muebles que llenen el espacio. En el salón deberíamos añadir solamente los que son necesarios, como un pequeño mueble de televisión, un acogedor sofá y una mesa de centro o incluso una pequeña cómoda para almacenaje. En algunos salones también hay espacio para poner una mesa de comedor con algunas sillas, aunque como decimos debemos medir bien el uso del espacio para evitar la saturación.

Añade algunos espejos

Este es un muy buen truco para cualquier lugar en el que tengamos un espacio pequeño. Los espejos nos ayudan a crear la sensación de que el espacio es mucho más amplio porque reflejan la luz y además dan el reflejo del espacio, por lo que parece más grande. Puedes poner un gran espejo en una esquina o bien pequeños espejos distintos en las paredes, ya que además son muy decorativos.

Detalles pequeños en las paredes

Paredes blancas

Las paredes son también un punto importante en la decoración de los espacios pequeños, ya que el salón puede ser estrecho. Las paredes pueden crear una ilusión de amplitud pero también hacer que el espacio parezca mucho más pequeño. Pintarlas en blanco o en tonos claros es algo imprescindible si hay pocos metros cuadrados, pues los tonos claros ensanchan los espacios. Evita añadir grandes cuadros o incluso un papel pintado que tenga demasiados estampados, porque todos esos detalles pueden llenar la estancia y hacer que visualmente todo parezca más pequeño. Es mejor limitarse a añadir algunos detalles como cuadros o espejos de pequeño tamaño. Las láminas en tonos claros también pueden ser una buena idea en este caso, porque le darán algo de colorido a toda la estancia.

Un mueble de televisión multiusos

Nos gustan los muebles de televisión que son multiusos. Aunque si tenemos un salón pequeño debemos buscar uno que tenga unas líneas sencillas como las de los muebles minimalistas. Siempre es mejor que sea un mueble bajo y pequeño también, en tonos blancos. En él podemos tener algún almacenaje para guardar cosas. Si carece de manillas es todavía mejor, ya que los muebles minimalistas siempre dan más sensación de espacio.

Busca un sofá con módulos

Otra idea que nos gusta mucho es la de añadir sofás con módulos. Es una idea muy versátil porque siempre podemos retirar alguno o añadirlo según  necesidades. Así no ocuparemos más espacio del necesario. Y si no te gusta la idea puedes comprar un sofá pequeño. Las chaise longue son una buena elección pero en ocasiones, si el salón es estrecho, pueden resultar poco prácticas.

Textiles en tonos claros

Textiles para el salón

Los textiles son los que pueden añadir un poco de colorido a nuestro pequeño salón, por lo que debemos centrarnos en escogerlos bien. Pero desde luego se trata de un detalle que no debería restar luminosidad.  Elige unas cortinas que dejen pasar la luz para tener más claridad y además usa cojines con tonos claros, con algún estampado que alegre la estancia. Incluso puedes atreverte con alguna pincelada en algún color intenso. Las alfombras también son mejores claras, pues aumentan la sensación de que el suelo es más amplio.

Mesa del comedor

Salón con comedor

Algunos salones, aunque sean pequeños, también tienen que albergar la zona del comedor. Nos gusta mucho la idea de añadir una mesa pequeña y redonda, pues suele adaptarse mejor al espacio si se le ponen cuatro sillas. Pero también hay otras ideas que pueden resultar útiles como la de añadir una mesa extensible, poner bancos para dar mayor capacidad o bien usar los muebles plegables que se puedan retirar si no se necesitan. El comedor puede añadirse igualmente porque hoy en día hay muchas opciones válidas para ahorrar espacio.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.