Decorar el salón con un sofá rojo

sofá rojo con blanco

Decorar con colores requiere cierta habilidad. Basta observar las casas de nuestros amigos y familiares para entender cuan fácil es equivocarse o quedar anclado a una época. Entre todos los colores, el color rojo es uno muy intenso, y en un hogar hay que saber utilizarlo en su justa medida ya que un exceso puede crear una atmósfera demasiado estimulante y que llegue a cansar muy rápido.

¿Cómo decorar el salón? En Decoraa hemos dado muchos consejos, y lo cierto es que hay ideas geniales para incluir un sofá rojo en su decoración y que todo quede ubicado con mucho gusto y equilibrio. Veamos hoy cómo decorar el salón con un sofá rojo.

Ideas para decorar con un sofá rojo

set de sofás rojos

Como dijimos más arriba, el rojo es intenso, es llamativo, es personal. Marca una impronta. Todavía recuerdo hace muchos años mientras caminaba una noche con un futuro novio. Alzamos la vista y vimos el salón de un piso con la pared pintada de rojo. Yo comenté que no me gustaba y él me dijo que su casa tenía una pared de ese mismo color, algo que vi con mis propios ojos media hora más tarde. ¡Y quedaba espectacular!

Pero si no queremos arriesgarnos tanto o nuestro salón no tiene las dimensiones apropiadas o simplemente pensamos que es too much, entonces un sofá rojo es una buena opción. Es cierto que pocas piezas del mobiliario pueden decir tanto como un sofá rojo.

Sin dudas va a atraer las miradas, va a ser el punto focal del espacio, atraer toda la atención. Pero, parafraseando a El Señor de los Anillos, con un gran poder decorativo viene una gran responsabilidad decorativa… y eso incluye combinar el sofá rojo con otros elementos decorativos para lograr un balance visual que logre ser correcto.

Entonces, un sofá rojo puede ser una apuesta arriesgada ya que no lo vamos a combinar con todo, pero si sabemos cómo hacerlo se convertirá en una pieza importante en nuestro espacio. Con él podemos crear un estilo personal y osado en el salón y además, hay muchos modelos interesantes en este color. Pero claro, ciertamente es más fácil decirlo que hacerlo. Dar con elementos decorativos que complementen bien con un sofá rojo puede ser un desafío.

Sofá rojo para el salón vvvv

Y hay que saber que la falta de decoración complementaria alrededor de un sofá de ese color puede dejar el espacio visualmente muy pesado y desbalanceado, y al revés, agregar mucho puede quitarle atractivo al propio sofá. Entonces, debes tener en cuenta que la clave es encontrar las piezas de decoración que logren un buen balance sin restarle mucha atención a ese hermoso sofá rojo que elegiste.

La fotografía de arriba es nuestra primera propuesta: una idea muy minimalista, pero que ofrece modernidad y alegría, lejos de los ambientes asépticos y sobrios que suele dar este estilo. Ese cuadro hace que los sofás no queden solos a la hora de aportar color a todo. Y en general utilizan blancos y una alfombra con un tono neutro que lo unifica todo en un color cálido que suaviza ese rojo intenso. Apunta: el sofá rojo es muy compatible con el estilo minimalista.

sofá rojo en salón elegante

Hablando de espacios sobrios, justamente un sofá rojo complementa muy bien una decoración formal y le da cierta cuota de elegancia y lujo. Puedes balancear el sofá con un par de sillas blancas y una lámpara que, encendida, brinda una luz suave. La moqueta es otro detalle elegante.

Sofá rojo para el salón

También puedes incluir este sofá en un ambiente relajado y familiar. Se pueden añadir otros textiles que contrasten con ese color, como esos cojines estampados o una manta en tonos crudos. El sofá sigue destacando, aunque queda muy acogedor con esos textiles.

Sofá rojo para el salón

El modelo vintage es una de las mejores ideas para imprimir personalidad a un espacio. Un salón o una zona de descanso con este modelo será un espacio con mucha elegancia y con ese estilo retro que es cada vez más popular. Es también una pieza ideal para un ambiente de estilo industrial. Otra posibilidad es utilizar un sofá tradicional en tela con chaise longue, una idea perfecta para cualquier hogar, que combina con todo.

sofá rojo combinado con arte abstracto

Un salón con arte abstracto también es un buen espacio para colocar un sofá rojo. Puedes colgar las obras sobre la pared del sofá y eso le sumará carácter y audacia. Mucho mejor si son obras de arte originales. Y no tienen que ser caras, siempre tenemos un algún amigo o un familiar que estudia pintura o podemos comprar arte sin matar nuestro presupuesto. Por otro lado, una lámpara moderna mantiene el balance y el estilo.

A un sofá rojo también le podemos sumar algunos almohadones con estampados distintos. Es un detalle simple pero muy efectivo, sutilmente aportan carácter y un estilo al rojo. El diseño floral es una buena elección, pero no debes tener miedo de mezclar colores y diseños en ellos. También es cierto que puedes elegir almohadones que combinen con el rojo, en un rojo con estampado, por ejemplo, o en otro textil. Este mantener en la misma paleta hace que el espacio luzca despejado.

un sofá rojo con almohadones

¿Qué te parece usar plantas para combinar con el sofá rojo? Las plantas son nuestras grandes amigas a la hora de decorar, dan vida, dan luz, dan color. Cualquier espacio cobra cierta energía y piensa en qué bien que quedan plantas verdes junto a un sofá rojo. El rojo y el verde son colores complementarios así que es una genial combinación. Puedes intercalar aquí y allá plantas para lograr un mejor resultado visual. Y si el resto de los elementos decorativos son de colo neutro no le restan atención al sofá.

sofá rojo con lámparas de metal

Otro elemento que combina bien con el sofá rojo son las lámparas de líneas pulcras. Nada de pantallas pesadas, tal vez el metal es la mejor elección. A veces un sofá solo necesita dos lámparas y al pensar en un sofá rojo eso es muy cierto. Ten presente que el rojo es casi una declaración de principios, así que no temas agregar varias lámparas para completar y balancear el espacio. Si le sumas almohadones y una alfombra que combinen entre sí, pues se acentúa el contraste y queda perfecto.

sofa rojo con paredes blancas

¿De qué color tienen que ser las paredes con un sofá rojo? Las paredes de color blanco son visualmente el mejor fondo para un sofá rojo. El contraste entre el rojo y el blanco es realmente espectacular. Si hay, por ejemplo, una biblioteca de esas empotradas, pues queda perfecto que también sea blanca y está la cuota de color aportada por los propios libros.

un salón sobrio con sofá rojo

Finalmente, hay que decir que el rojo también se lleva bien con la madera y con el bronce, así que puedes pensar en una mesa ratona o una biblioteca o una moqueta de color cálido. La madera y el rojo generan calidez. El bronce puede aparecer de la mano de una lámpara o una maceta. Un detalle que puede ser de lujo y que le da mucho brillo. Si al bronce le da un poco de luz natural, pues mucho mejor.

¿Qué te parecen estas ideas sobre cómo decorar el salón con un sofá rojo?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.