Elige un buen reposapiés para el descanso

Reposapiés

Cuando elegimos los muebles para nuestro hogar solemos pensar en varias cosas y una de ellas es sin duda el confort. Nos gusta estar cómodos en nuestro propio hogar, de ahí que elijamos el mejor sofá, una cama confortable y muebles que nos resulten cómodos. Uno de los que se podrían llamar auxiliares es el reposapiés, un tipo de mobiliario que es complementario a los sofás y sillones de casa.

El resposapiés se utiliza para poner en alto la zona de los pies, de forma que nos encontremos mucho más cómodos cuando nos sentamos en el sofá. Vamos a ver diferentes tipos de reposapiés que podemos añadir en nuestro hogar para tener un espacio mucho más confortable.

Funciones del reposapiés

Reposapiés de cuero

El reposapiés está pensado para añadirse en nuestro hogar cerca de sofás y sillones. Es una manera de reposar la parte de los pies para dejarlos en alto y sentirnos más a gusto. Es bueno porque favorece la circulación de retorno cuando estamos sentados. Pero además, podemos comprar reposapiés que cumplan más funciones, ya que algunos nos sirven como muebles auxiliares tipo puff en caso de que necesitemos más asientos. Es un mueble totalmente auxiliar del que normalmente podemos prescindir pero que también resulta muy cómodo para lugares como un punto de lectura o para la zona en la que vemos la televisión.

Reposapiés sencillo en plástico

No todo el mundo desea un reposapiés como parte de su mobiliario y decoración, por lo que eligen los más económicos, que sirven como pequeños taburetes para llegar a zonas más altas. Es una forma sencilla de tener un taburete ligero que podamos utilizar de vez en cuando. Estos reposapiés suelen ser de materiales baratos como puede ser el pvc, que es duradero y fácil de limpiar. Es una elección que se usa como pieza auxiliar pero que no decora, por lo que normalmente no forma parte del mobiliario.

Reposapiés para el salón

Reposapies

En muchas ocasiones se utiliza este reposapiés para tener en el salón. Hace varias funciones, porque también se puede utilizar como un puff en el que sentarse. Si lo tenemos cerca del sofá nos permite apoyar los pies y poder ver cómodamente la televisión. Es una pieza perfecta para el salón, aunque debemos elegir un bonito reposapiés que sea decorativo y que combine con los textiles y los muebles de esta zona. En general se suelen elegir piezas que son elegantes y que vienen en tonos neutrales como puede ser el color gris o el color blanco o beige. Con un mueble en estos colores tendremos una combinación perfecta con cualquier sofá y con todo tipo de alfombras y textiles, de ahí que sea una apuesta segura.

Tu rincón de lectura

Otra buena idea para utilizar un reposapiés es tenerlo en la zona de lectura. Nos sirve para llegar a los estantes más altos de los libros y también para reposar nuestros pies cuando leemos. Así podremos estar más cómodos a la hora de sumergirnos en un buen libro. Crear un rincón de lectura es perfecto y se suele utilizar un buen sillón que sea cómodo. A juego con este sillón podemos comprar un buen reposapiés para que el confort sea mayor.

Resposapiés con tejidos bonitos

Reposapiés de cuadros

El reposapiés normalmente está tapizado y es acolchado. Esto hace que podamos encontrarlo en muchas telas diferentes. El resultado es una gran gama de estampados y colores a la hora de poder comprar nuestro reposapiés. Además, si cambiamos la decoración también podemos volver a tapizar esta pequeña pieza con el fin de que combine con el nuevo estilo de nuestro cuarto. Desde cuadros a colores llamativos como el amarillo, son muchas las posibilidades que tenemos a la hora de hacernos con nuestro reposapiés perfecto.

Cuadrado o redondo

Reposapiés amarillo

Otra de las cosas que debemos elegir cuando nos compramos un reposapiés es si este es cuadrado o redondo. Hay muchas ideas diferentes y en este caso tenemos estas dos opciones tan buenas. Los cuadrados resultan más clásicos y los redondos tienen líneas más suaves. Aunque la elección es difícil podemos elegir según nuestros gustos.

Reposapiés tipo banco

Reposapiés tipo banco

En la gran mayoría de los casos nos encontramos con reposapiés que no son muy amplios. Esto nos permite guardarlos más fácilmente o ponerlos en una esquina si realmente no lo estamos usando. Pero hay quien opta por muebles que son más amplios y que pueden cumplir más funciones. Hay reposapiés alargados que son como pequeños bancos. Ideales para lugares como la entrada, para dejar el calzado, o para la zona frente al sofá, ya que así lo podrán utilizar varias personas. Es un tipo de reposapiés que tiene más presencia y que ocupa mucho más, por lo que hay que elegirlo bien porque será un mueble auxiliar que llamará la atención. Muchos se utilizan también como pequeños asientos que aumentan la capacidad en el salón.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.