El gris en la decoración del hogar

¿El gris es el nuevo neutro? Así parece ser y es que el color gris tiene mucho que aportar a tu hogar si sabes utilizarlo bien. Cuando se trata de decoración hay reglas que se pueden seguir para mejorar los resultados. Hay personas que se gastan una fortuna en tendencias para que después, al cabo de unos años esas tendencias pasen y se quede una decoración demasiado obsoleta. 

Pero esto no tiene que ser así, lo ideal es que cuando decores tu hogar te guíes si quieres con modas y tendencias, pero que en última instancia, la decoración que sigas sean cosas que te gustan y te hacen sentir bien. Incluso si no sigues las tendencias, los colores, tejidos y accesorios que ves en las tiendas de muebles reflejan lo que hay de nuevo, lo que quizá te guste y lo que probablemente es muy diferente ahora de lo que se llevaba hace un par de años.

Hay colores neutros que son muy famosos como el beige o el blanco, colores que todo el mundo utiliza porque se sabe que no fallarán en la decoración. Además, son colores que ayudan a que las estancias se vean más amplias, que hayan más luz y que tú, te sientas mejor cuando estás en su interior. También, cuando estos colores son protagonistas, encajan perfectamente con otros colores más vivos, brillantes o con más energía.

Dormitorio gris

Los neutros han cambiado

La definición del color neutral ha cambiado. Los colores más oscuros no se ven como deprimentes ni tampoco se piensa ya que hagan que una habitación deje de ser bonita o poco acogedora.  Antes de la crisis de la vivienda, las tendencias de construcción favorecían las casas grandes con grandes habitaciones que no necesitaban confiar en estrategias inteligentes de color para que parecieran más amplias. Hoy en día, no es raro ver casas con habitaciones con paredes de color marrón, rojo brillante u otros colores. Lo mismo ocurre con otros nuevos neutrales como tonos de gris… Y no es necesario que sean habitaciones demasiado amplias para que quede bien.

El gris es un color audaz y no satura como otros colores más oscuros, puede crear un efecto muy positivo en cualquier dormitorio, de cualquier tamaño. El gris se puede emplear en los dormitorios para que quede una decoración muy atractiva sin saturar. El gris queda muy bien con colores como el blanco y el negro, pero también como el color rosa o el amarillo que hará que tenga un buen acento de color y que además quede elegante.

Cocina gris

Los tonos grises

Los tonos grises más fríos pueden hacer que una habitación se sienta templada y acogedora en un día caluroso, y los grises con accesorios en plata están muy subestimados. Incluso puedes utilizar el gris de manera eficaz con tonos en oro, marrones o con color madera.

El gris es también un gran neutralizador para el espacio. Utilizado en una pared lejana, puede hacer que una habitación larga se vea más en proporción sin llamar demasiado la atención al truco visual que estás utilizando.

Puedes minimizar el impacto de un techo demasiado alto o proporcionar una pared un lugar de acento para potenciar por ejemplo, una galería de arte. Además, el gris también puede ser utilizado para los muebles y crear así un lugar moderno con tan solo el coste de una lata de pintura. Además, el gris también lo puedes combinar con colores como el rosa, el verde turquesa, el naranja melocotón, el color lavanda u otros similares.

Además, el gris no tiene que ser una opción aburrida ni monótona. El gris es una opción maravillosa para la decoración de cualquier hogar, simplemente habrá que acertar en qué pintar de este color y sobre todo, en escoger los colores más adecuados para su combinación (unos colores que tendrán que encajar contigo y con tu personalidad).  El gris es el nuevo beige y sin duda es una opción de lo más acogedor para cualquier hogar.

salón gris

Acuerdo a tus gustos

Si el gris es un color que no te gusta demasiado pero crees que tiene posibilidades en tu hogar, entonces no dudes en probar a usar este color en tu decoración. Puedes combinarlo con otros colores que te gusten y que encajen con tu personalidad y que cuando veas la combinación no solo te encante sino también que te aporte buenas emociones. Por ejemplo, si combinas el gris claro con el rosa tendrás un ambiente relajado y tranquilo. Si por el contrario quieres un ambiente con más energía puedes combinar el gris claro con el naranja o el amarillo.

Dependerá de tus gustos e intereses que escojas este color para una estancia de tu hogar u otra. También es importante que tengas en cuenta el efecto que el gris tiene en las emociones, ya que bien combinado te puede aportar tranquilidad (ideal para dormitorios) o energía y confort (ideal para salones o salas de estar).

Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.
Los mejores Vinilos

Categorías

Decoora

Maria Jose Roldan

Madre, maestra de educación especial, psicopedagoga y apasionada de la escritura y la comunicación. Fanática de la decoración y el buen gusto... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *