Lienzos personalizados, la nueva tendencia para el hogar

¿Has oído hablar de los lienzos personalizados? Hoy veremos unos cuantos ejemplos e ideas para utilizar esta tendencia decorativa en el hogar. Frente a las ideas comercializadas a la hora de decorar la casa, surgen cosas nuevas, que pretenden personalizar cada vez más nuestro hogar. Muchas personas desean tener una casa que sea suya y en la que se sientan especiales, no en un hogar impersonal y lleno de piezas que no les resultan cercanas.

Es por eso que cada vez son más populares los detalles personalizados. Todos hemos visto las letras para poner el nombre del niño en madera en su cuarto, o los textiles con nombres bordados, pero los lienzos personalizados van más allá. Con estos lienzos podremos tener cuadros personales para decorar las paredes que mostrarán parte de nuestra vida o a nuestra familia.

La importancia de los recuerdos

Todos tenemos fotos sentimentales, ya sea de paisajes, de viajes, de nuestra familia o de nuestras mascotas. Esas instantáneas que queremos que siempre pertenezcan con nosotros y que se han vuelto muy importantes. Hoy en día el hogar debe ser más personal, evitando dejarse llevar simplemente por las tendencias. Cada hogar tiene que tener algo que indique que es nuestro, que es especial. Y los lienzos personalizados precisamente vienen a sustituir a esos cuadros que pueden ser bonitos pero nunca demasiado personales. Los recuerdos buenos siempre nos ayudan alejar el estrés y a sentir que nuestro hogar es un lugar en el que sentirnos bien.

El valor sentimental

El valor sentimental de las cosas es también importante. Podemos comprar algo porque nos gusta, pero los objetos que están personalizados sabemos que son especiales, que tienen algo de nosotros, y por eso resultan más interesantes. En este caso tenemos lienzos personalizados que pueden llevar cualquier imagen que nos guste, desde la familia a nuestra mascota favorita o el paisaje de un viaje inolvidable.

Qué son los lienzos personalizados

Los lienzos personalizados son cuadros que se personalizan con imágenes que son nuestras. No se hacen en masa, como los cuadros con fines decorativos, sino  que se hacen bajo petición y en este sentido son únicos, porque elegiremos la imagen que queramos. Esta imagen se plasma en un lienzo y en una estructura que puede tener diferentes materiales, desde madera a aluminio. En la actualidad se pueden elegir muchos tipos de lienzos personalizados, los hechos con madera de pino, los que están enmarcados en aluminio, los de foam o cartón pluma. Dependiendo del material o del tamaño tendremos un precio u otro.

Dónde comprar lienzos personalizados

Hay muchas tiendas online en las que poder adquirir los lienzos personalizados con un proceso bastante sencillo. Tiendas como fotolienzo nos permiten elegir el tipo de lienzo y la imagen, y en un período corto de tiempo lo tendremos en casa, listo para poner en la pared. En estas tiendas debemos elegir el lienzo que queremos. Tienen diversos materiales y muchas medidas, desde 20 centímetros de ancho a incluso dos metros dependiendo de la tienda y los formatos. Debemos buscar y comprar aquel lienzo que se adapte al espacio que tengamos. Primero debemos pensar en dónde lo vamos a poner y después medir el espacio para saber lo que va a ocupar, de forma que tengamos las medidas ya pensadas de antemano cuando vayamos a comprar. A continuación, en estas tiendas elegiremos formato y tamaño y subiremos la foto con la que queremos personalizar ese cuadro. Debe ser una foto de calidad, ya que no hay que olvidar que en muchas ocasiones la queremos en un tamaño grande.

Decora con lienzos personalizados

Un lienzo personalizado no tiene por qué ser solamente fotos de familia. Hay muchas más cosas que pueden ser personales y que son ideales para plasmar en uno de estos lienzos. Nuestras mascotas, una foto de nuestro hogar hace años, una foto de un paisaje que nos cautivó en un viaje muy especial o una foto con mensaje son algunos de los ejemplos que se nos ocurren, porque podemos personalizarlos con lo que queramos. Solamente tendremos que tener la fotografía lista y enviarla.

A la hora de decorar, debemos pensar en los colores que tenemos en el cuarto en el que vamos a poner este lienzo personalizado. Esto es importante, ya que debe combinar con el resto de la decoración. Si tenemos dudas, lo mejor es siempre decantarse por hacer una versión en blanco y negro de la fotografía en cuestión. Esto hará que siempre tengamos un lienzo que es fácil d añadir a casi cualquier decoración de interiores.

También es importante tener en cuenta el tono de las paredes. Los tonos de la fotografía pueden no combinar en caso de que la pared tenga un color intenso, o de que incluso cuenta con papel pintado. Estos son pequeños detalles que debemos tener en cuenta a la hora de visualizar nuestro lienzo personalizado allá donde vayamos a ponerlo.

Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.

Los mejores Vinilos


Categorías

Complementos, Decoora

Licenciada en Publicidad, lo que más me gusta es escribir. Además, me atrae todo lo que es estéticamente agradable y bello, por lo que soy fan de la decoración y de la moda. Actualmente, también escribo en MundoPerros, Actualidad Viajes y Bezzia.

Un comentario

  1.   Fotolienzo dijo

    Muchas gracias por mencionar nuestra tienda, un artículo muy trabajado que deja claro el potencial de la personalización para decorar un hogar. Enhorabuena a Susy por el artículo 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.