Los mejores colores para una habitación de matrimonio

Cama en el dormitorio

El color tiene una gran importancia dentro de la decoración y es esencial elegir aquella tonalidad que mejor vaya con el resto de la casa y con los gustos personales de cada uno. El dormitorio de matrimonio es una estancia importante dentro de cualquier casa y es por ello que resulta esencial el acertar con el color del mismo.

Se trata de una parte de la casa que debe ser destinada al descanso y a la relajación, por lo que a la hora de elegir los colores se debe optar por aquellos que ayudan a crear una estancia acogedora y tranquila. En el siguiente artículo te damos algunas ideas y consejos para que elijas el color más adecuado a la hora de pintar tu dormitorio de matrimonio.

El color azul

Se podría decir que el azul es el color favorito para una habitación de matrimonio junto con el blanco. Se trata de una tonalidad que transmite felicidad a la vez que cierta armonía a dicha estancia de la casa. El color azul es perfecto a la hora de crear un ambiente relajante que incite al descanso. Dentro de la diferente paleta de colores del azul, se aconseja los tonos claros o pastel frente a los más intensos. El color azul es perfecto para que predomine en una estancia de la casa como la habitación de matrimonio.

El color verde

El verde es un color que evoca lo salvaje y a la naturaleza y es bastante usado en estancias como los dormitorios de matrimonio. El verde es ideal a la hora de crear un ambiente relajante, algo que es esencial en una zona de la casa como es el dormitorio. Como ocurre con el color azul, lo ideal es optar por tonalidades que sean claras. El verde es otro de los colores adecuados a la hora de pintar y dar un toque especial a una habitación de matrimonio.

Paredes en bonitos colores

El color lila

El lila es una tonalidad clara del famoso color violeta o morado. Se trata de un color que aporta frescura a la habitación además de tener un toque femenino e íntimo que viene bien para el dormitorio de matrimonio. El lila va a dotar a la estancia de mucha paz y tranquilidad, contribuyendo al descanso. Como puedes ver, es una maravillosa elección para pintar el dormitorio de matrimonio.

El color gris

Si te gustan los colores oscuros siempre puedes optar por una tonalidad como el gris. Se trata de un color que aporta una gran elegancia a la estancia en cuestión y suaviza el ambiente, algo importante en un dormitorio. Lo mejor es elegir tonalidades claras dentro del gris y conseguir un lugar que incite al descanso. En la actualidad, se trata de uno de los colores que más triunfan dentro de la decoración de la casa y es que los expertos lo consideran el nuevo blanco.

ARmario en el dormitorio

El color blanco

El color blanco es sin lugar a dudas el color más usado en los dormitorios de matrimonio. El blanco consigue dotar a la estancia de una luminosidad y tranquilidad ideal para poder descansar y dormir. Hay gente que opta por pintar todo el dormitorio de blanco y otra que prefiere mezclarlo con otros colores claros para obtener más dinamismo. El blanco es una apuesta segura a la hora de decorar una estancia como es el dormitorio de matrimonio.

El color amarillo

Si eres una persona atrevida a la que le gusta probar cosas nuevas puedes optar por pintar tu dormitorio con un color como es el amarillo. Es importante no abusar de tal tonalidad y hacerlo de una manera moderada. El amarillo va a aportar calidez a una estancia como es el dormitorio de matrimonio. Lo ideal es elegir una tonalidad de amarillo que sea clara y combinarla con otros colores como es el blanco o el beige.

Cabecero original

El color rojo

El rojo es un color que recuerda al amor y que viene bien a la hora de decorar un dormitorio de matrimonio. El rojo es una tonalidad bastante intensa por lo que se aconseja no abusar del mismo y optar por combinarlo con otro tipo de colores más neutros como el blanco o el gris. La clave de todo es conseguir un cierto equilibrio en la estancia y hacerla acogedora a la vez que elegante.

En definitiva, a la hora de pintar una estancia de la casa tan importante es aconsejable por colores claros y poco intensos que ayuden a crear un ambiente relajante y tranquilo. Si por el contrario, quieres algo más atrevido puedes optar por otras tonalidades como el rojo o el amarillo y combinarlas con colores neutros que ayuden a dar equilibro al dormitorio de matrimonio. Lo que si debes recordar es que esta clase de estancia debe ser concebida como un lugar para descansar y para relajarse.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.