Rueda de colores o círculo cromático

Rueda de colores

La rueda de colores también es más conocida como círculo cromático. Se trata de una representación en forma de rueda de los colores primarios y de sus mezclas. Seguramente ya habréis visto en más de una ocasión este tipo de ruedas, pero este es un tema que viene de hace siglos y que se ha llegado a representar de diferentes formas.

En la rueda de colores podemos ver los colores primarios y sus compuestos, con los opuestos que tiene cada color primario. Con esta rueda de colores es posible aprender a combinar aquellos tonos que son estéticamente más adecuados el uno para el otro, debido a las combinaciones que se hacen. Así podremos darle diversos usos en decoración e incluso en moda.

La rueda de colores

Colores primarios

Esta rueda de colores es una representación ordenada de los colores primarios y sus derivados. Se representa en círculo y es fácil de entender y de utilizar. Las primeras ruedas de colores representadas por artistas son del siglo XV. Desde entonces se han creado diferentes tipos de ruedas, representándose con 6, 12 o 24 colores, escalonados o en degradé, para que podamos ver la evolución de los tonos en otros distintos con las mezclas de los primarios.

Para ver de forma sencilla esta rueda de colores tenemos que seguir el modelo natural. Hay tres colores primarios que son el rojo, verde y azul. De la composición de estos juntando dos de ellos surge otro tono, que es el opuesto del tono primario no utilizado para hacer la mezcla. Es decir, el rojo tiene como opuesto el cian, el verde tiene de opuesto al magenta y el azul tiene de opuesta al amarillo.

En la rueda de colores no aparecen el blanco y el negro, pues el blanco es la suma de todos los colores y el negro es la ausencia de ellos. Son lo que se llaman tonos neutros, que combinan con todo. Ellos y también el gris, que es la suma de los dos. El blanco sería opuesto al negro.

De la rueda de colores no se pueden conseguir todos los que existen, ya que también hay mezclas con el blanco, el negro y la escala de grises. Solo así se consiguen por ejemplo los tonos pastel y muchos de los matices en los tonos que salen de la rueda de colores.

Cómo combinar los colores

Si eres de los que no saben combinar bien los colores a la hora de vestirte, decorar o crear una obra, puedes usar esta rueda para tener claro cuáles son los colores que conviven en armonía o que crean contrastes que resultan vistosos y agradables para nuestra mente.

Colores monocromáticos

Combinación monocromática

Utilizan el mismo color de base, pero con diferentes matices. Se usa un solo color con matices de blanco o negro, con lo que se consiguen sus matices. La diferencia que existe por ejemplo entre un rojo vibrante y un granate.

Colores análogos

Combinación análoga

Son colores cercanos dentro del círculo cromático. Si seguimos una misma línea en el círculo, el color que tenemos al lado es un color análogo. De este modo conseguimos tonos parecidos pero cambiantes que se van mezclando de una forma armoniosa y sencilla, con la misma saturación de color.

Colores complementarios

Combinación complementaria

Son los colores que son opuestos dentro del círculo cromático. Es decir, el que está justamente en el otro lado de la rueda. Los opuestos combinan a la perfección, creando los mejores contrastes a la hora de decorar. Para utilizar en texto se deben evitar, pues se anulan. El rojo y verde por ejemplo son opuestos y pueden ser perfectos para vestirse o decorar pero en textos se pueden anular.

Colores triádicos

Combinación triádica

Son tres colores que se escogen creando la misma distancia entre ellos. Eligiendo por ejemplo el rojo, azul y amarillo. Se pueden crear estupendos contrastes de tres colores.

El uso de la rueda de colores

Colores complementarios

Esta rueda de colores y sus sencillas combinaciones basándose en este tipo de mezclas nos puede ayudar a escoger un estilo y unos tonos para cualquier espacio. Normalmente recomendamos usar en la base de toda decoración los tonos básicos o neutros como el blanco, negro o gris. Estos colores permiten añadir cualquier otro y hacerlo destacar igualmente.

Con la rueda de colores podremos elegir fácilmente combinaciones y ceñirnos a esos tonos para crear espacios que sean armoniosos o tengan contrastes interesantes. De todas formas, a la hora de decorar se recomienda no pasar de tres colores que deben ser los principales. Un tono que sea el protagonista y otros dos que sean secundarios, añadidos en pequeños toques. Con la rueda de colores su elección puede ser mucho más sencilla. Así tendremos una idea clara de los tonos a elegir y no nos equivocaremos a la hora de comprar los accesorios, textiles o muebles, o incluso la pintura para las paredes. ¿Qué os parece la idea de utilizar esta genial rueda de colores?

Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.
Los mejores Vinilos

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.