Utilizar microcemento pulido en la decoración

Uno de los materiales que se ha comenzado a utilizar en el interior de las casas hace relativamente poco tiempo es el cemento es su vertiente más fina, el microcemento pulido. Era un material que solamente se utilizaba en exteriores como por ejemplo suelos de garajes, entradas de coches y fachadas, pero con el tiempo se ha visto que se trata de un material que puede tener una acabado muy interesante para utilizar en interiores.

Este microcemento, no debe confundirse con el cemento pulido común, ya que el tratamiento es distinto y el acabado es más fino. Presenta la ventaja de que puede aplicarse sobre casi cualquier superficie sea cual sea su material y es apto tanto para suelos como para paredes o para revestir tableros o diferentes superficies ya que tan solo es necesario aplicar una fina capa de este material. Podemos además utilizarlo en zonas como el cuarto de baño porque es resistente a la humedad y antideslizante, y elegir entre una amplia gama de colores y brillos para adaptarlo a nuestra decoración y estilo, además de que presenta la opción de incluir algún tipo de dibujo.

Si lo utilizamos en suelos o paredes presenta la ventaja de que al ser un material continúo no tiene juntas donde se pueda meter la suciedad como ocurre con las badosas y azulejos cerámicos y además presenta una gran resistencia al uso.

Gracias a estas características podemos utilizarnos de múltiples formas dentro de la decoración de nuestro hogar, ya sea para forrar una vieja encimera del baño o de la cocina, dar un nuevo acabado a las escaleras, cambiar el aspecto de nuestro baño o dar un toque más moderno al suelo de nuestra terraza. Son muchas las opciones que presenta este material dentro del mundo de la decoración.

Fuentes de imágenes: reformas-hormigon, blog.habitissimo, microcemento-barcelona

 

 

Te puede interesar

Escribe un comentario