Cómo decorar salones rústicos

El estilo rústico es uno de esos que nunca van a pasar de moda, y por eso nos gusta daros ideas para decorar espacios con estilos que son atemporales, y que resultan adecuados para todo tipo de hogares. Hoy vamos a ver cómo decorar salones rústicos. Y es que hay muchas formas de hacerlo, no solo una.

Hay algunas ideas y reglas que son típicas en el estilo rústico, pero no siempre tenemos que seguirlas todas. Todo depende de si deseamos un toque más rústico o uno más moderno. Sea como sea, toma nota de algunas ideas y elementos que harán más fácil que consigas un estilo rústico realmente auténtico en tu salón.

Apuesta por los muebles de madera

Los muebles de madera son algo básico casi siempre en el estilo rústico, y es que este material puede incluirse en espacios clásicos, nórdicos, naturales o rústicos. Tiene un toque atemporal y desde luego los muebles creados con madera son ideales para los salones de estilo rústico, de forma que el espacio sea muy cálido. Estos muebles pueden ser más rústicos, con madera poco tratada, o más modernos, incluso pintados en tonos como el blanco, pero el resultado final es sin duda algo clásico.

Incluye accesorios vintage

El estilo rústico se inspira en el mundo del campo, y por ello hay dos estilos que siempre van a combinar con él, se trata del estilo clásico y del estilo vintage. Así que una cosa que podemos hacer es añadir accesorios de tipo vintage en el salón como mezcla para darle un toque de añoranza a todo. Una mesa antigua que ha sido restaurada, un candelabro antiguo, un jarrón retro son algunas ideas perfectas para añadir en el salón rústico.

Añade piezas de mimbre

En estos salones rústicos también hay cierto toque natural. Si queremos actualizar el estilo debemos añadir algunas tendencias que ahora están en alza, como los muebles y piezas de mimbre. Unos cestos de mimbre, una silla o un puff en este material es perfecto para un salón rústico, para que tenga un estilo más fresco y natural frente a la madera oscura de siempre que hace el ambiente mucho más pesado. Se lleva un estilo rústico mucho más ligero y actual.

Deja materiales a la vista

Los materiales van a ser importantes en el estilo rústico, y tenemos varios que deben resaltarse. La piedra es propia de las casas rústicas, ya sea en las paredes, en el suelo o en una chimenea, así que debe dejarse a la vista si las paredes tienen este material. También se deja el ladrillo y a veces las paredes se revisten con madera. Se busca destacar el material en sí más que los colores o los adornos en este caso.

Enseña las vigas de madera

Otra de las cosas que son típicas de los salones rústicos es que se vean las vigas de madera. La cuestión es que no en todos los espacios hay vigas de madera para enseñar o se pueden incluir en la zona del techo, pero lo mejor es que formen parte de la estructura de la casa.

Elige bien el sofá

El sofá también puede ser una complicación en estos salones rústicos. Debemos elegir una pieza clásica y atemporal, bastante sencilla. Como dijimos, en estos salones destacan los materiales, los muebles de madera o las paredes de piedra. Elegir un sofá clásico suele ser lo habitual, como los sofás de cuero, aunque también hay otras posibilidades. Los sofás en tonos básicos y de tela también son una buena elección. El gris es un buen color que combina con todo, aunque los ambientes rústicos suelen ser cálidos, por lo que la elección del tono estaría con los blancos rotos o los tonos beige.

Los textiles también son rústicos

Si bien es cierto que en los estilos rústicos más modernos los textiles son secundarios y se utilizan tonos lisos y en colores cálidos, hay una rama del mundo rústico que tiene un toque más femenino. En este caso los textiles serán más llamativos, con estampados y alegres colores, como en las casas de campo. El estampado de cuadros vichy es un clásico, y también los de flores con tonos rosas o azules.

Estilo rústico moderno o clásico

En definitiva podemos decantarnos por dos tipos de salones rústicos. Los más clásicos o los más modernos. Los clásicos tienen esos tonos cálidos, utilizan madera más oscura, accesorios vintage y toques más sobrios. Los textiles son sencillos y se utilizan tonos lisos y muebles más clásicos.

Si por el contrario queremos un toque rústico pero más moderno, solemos decantarnos por espacios más luminosos. Se usa el color blanco para dar luz y frescura al ambiente, maderas en tonos claros, el mimbre como material de tendencia y toques divertidos, como plantas o textiles con colores y estampados.

Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.

Los mejores Vinilos


Categorías

Decoora, Estilos, Salones

Licenciada en Publicidad, lo que más me gusta es escribir. Además, me atrae todo lo que es estéticamente agradable y bello, por lo que soy fan de la decoración y de la moda. Actualmente, también escribo en MundoPerros, Actualidad Viajes y Bezzia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.