Cómo y por qué pintar muebles de cocina

Los muebles de cocina son lo que aporta personalidad en esta zona del hogar. La cocina es una zona muy funcional, en la que se suele pensar primero en los aspectos prácticos, pero esto no quiere decir que tengamos que renunciar a tener una cocina con estilo y bonita. Si quieres renovar la tuya, no tienes que hacer grandes esfuerzos, sino simplemente pintar los muebles de cocina.

Os vamos a dar pautas para orientaros a la hora de pintar los muebles de cocina. Además, hay varias formas de hacerlo, muchos colores a elegir e incluso acabados en la pintura. Los motivos para pintar la cocina también pueden ser variados porque esto tiene sus ventajas.

Por qué pintar los muebles de cocina

Los muebles de la cocina sin duda son una parte muy importante en la estética de esta. Si hace años se llevaba un estilo, ahora es algo diferente. Recordamos que eran muy populares los muebles de madera o que la imitaban. En la actualidad se buscan los tonos claros y también los colores lisos para dar personalidad y vida a nuestra cocina.

Pintar los muebles de cocina es una de las formas más sencillas y económicas de cambiar esta zona de nuestro hogar. Si queremos que la cocina tenga un nuevo aspecto entonces podemos cambiar el color que tiene. Notaremos la diferencia si además pintamos los azulejos, cambiando todo el espacio.

Además de ser una forma de renovar la cocina, siempre podemos hacer que los muebles duren más. Si son de madera no debemos cambiarlos, porque son de calidad, así que solo tendremos que pintarlos. Está bien conservar las cosas y reciclar, es una forma de vida menos consumista.

Qué necesitamos

El material que vamos a necesitar varía un poco en función de cómo vayamos a pintar las puertas. Normalmente se desmontan para poder pintarlas mejor. Para ello necesitaremos herramientas como un destornillador. Para pintar vamos a necesitar cinta de carrocero para tapar zonas, así como plásticos o papeles para cubrir lo que no queramos manchar.

Por otro lado, vamos a necesitar brochas y rodillos de espuma o una pistola de pintura, ya que se pueden pintar de las dos formas. Con la pistola habrá que practicar antes sobre una superficie para aprender a distribuir la pintura. Además, para pintar es necesario comprar la imprimación, un material desengrasante y una lija. El esmalte puede ser de muchas formas, y sobre esto nos podemos orientar en la tienda, ya que lo hay con base al agua, con base de aceite, la típica chalk paint con acabado mate y estilo retro, esmaltes con acabado brillante o satinado. También se deberá escoger un color, por lo que esta será la decisión en la que más tardemos.

Elige el color

Elegir el color es una gran decisión, porque lo vamos a ver durante mucho tiempo y es lo que más va a destacar. En la actualidad se recomiendan mucho los tonos blancos, porque estos aportan mucha luminosidad, sobre todo si las cocinas son pequeñas. Si son cocinas amplias y bien iluminadas podemos atrevernos con colores más intensos. Para un efecto elegante podemos escoger tonos como el gris oscuro o el azul marino. Para una cocina divertida tenemos colores como el amarillo o el rojo.

En cuanto al acabado, hay que decir que en los tonos mate se notan mucho más los defectos que en aquellos que tengan brillo. Ambos acabados se llevan igualmente, siendo los brillantes para las cocinas más modernas y escogiendo los mate para las clásicas o retro.

A la hora de utilizar el color podemos escoger pintar todos los muebles o solamente algunos. De esta forma le daremos un toque especial a nuestra cocina. Hay quien solo pinta de color los muebles de la parte de arriba o la de abajo, diferenciando ambas zonas. Esta es una forma más original de usar la pintura en los muebles de cocina.

Paso a paso

Para pintar estos muebles lo primero que debemos hacer es preparar la zona. Se debe retirar todo lo que moleste y también cubrir el suelo, las paredes y las zonas que no se quieran manchar. Si se pueden desmontar las puertas es mejor hacerlo, porque así podremos pintarlas con más precisión.

Si tenemos muebles de madera en la cocina, tendremos que prepararlos. Hay que lijar los muebles para acabar con las imperfecciones y utilizar la imprimación. Cuando tengamos todo preparado será hora de pintar. Es mejor tener el lugar ventilado y utilizar mascarillas, aunque las pinturas al agua no suelen tener elementos tóxicos.

Para pintar los muebles se pueden usar brochas para las zonas más difíciles, rodillos en las zonas centrales o bien la pistola de pintura. Cuando hayamos terminado hay que dejar secar la pintura, lo cual va a llevar algo de tiempo. Es mejor no utilizar la cocina durante uno o dos días. Puede que incluso tengamos que dar dos manos de pintura, por lo que tardaremos todavía más tiempo.

Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.
Los mejores Vinilos

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.