Decorar el hogar con bonitos cuadros vintage

El estilo vintage está de moda, y podemos decidir en qué medida lo añadimos a nuestro hogar. En la actualidad es muy fácil encontrar muchos detalles vintage en las tiendas de decoración, por lo que tenemos una gran inspiración. Una de las cosas que podemos añadir en este estilo a nuestro hogar son los bonitos cuadros vintage.

Estos cuadros vintage pueden incluirse para decorar cualquier estancia, desde un baño a la cocina, los dormitorios y sobre todo la zona del salón. Los cuadros siempre han sido una gran idea para decorar los espacios, y los que cuentan con este estilo ofrecen además un toque romántico y muy especial.

Cuadros vintage en el salón

El salón es uno de los lugares en los que más cuadros solemos poner. Un espacio que necesita una decoración acogedora, ya que es uno de los lugares de reunión de toda la familia. Este cuarto suele tener sus paredes decoradas, ya sea con papel pintado, con láminas o con los estupendos cuadros, que en este caso serán cuadros vintage. Hay que decir que este tipo de cuadros suelen combinar mejor con una determinada decoración. Estilo como el industrial o el vintage son perfectos para añadir estos cuadros, pero también podemos añadirlos en un salón moderno, para darle un toque de calidez, o bien en un salón de estilo nórdico, ya que esta decoración suele combinarse con las piezas vintage.

Composición de cuadros vintage

Una de las cosas que se ha puesto de moda a la hora de decorar con cuadros, sean estos de estilo vintage o no, es realizar una bonita composición con cuadros que tienen un estilo y cosas en común pero que son diferentes, ya sea en tamaños, en colores o en el tipo de cuadro. En este caso todos tienen en común unos marcos sencillos con pintura desgastada y láminas de estilo vintage, lo que hacen que combinen a la perfección. Se van añadiendo hasta crear una gran composición que puede llevar un gran  número de cuadros, y que en conjunto tienen algo en común.

Decorar con los marcos vintage

Si no sabes muy bien qué fotos o imágenes incluir en esos cuadros vintage puedes centrarte en sus marcos. Esta es otra tendencia que además nos sorprende con piezas que no tienen ni una sola foto. Una forma de decorar con un elemento que hasta ahora había sido secundario en los cuadros, y que cada vez cobra más importancia. Pinta los marcos de colores para que sean los protagonistas y combina formas, tamaños y tonos para crear algo muy original y divertido. En estas paredes podemos ver composiciones en donde los marcos son los protagonistas. Si encuentras marcos de madera sencillos por casa puedes hacer que combinen entre sí pintándolos de colores con pinturas tipo vintage, como las chalk paint o las pinturas desgastadas.

Cuadros vintage en espacios infantiles

Los cuadros vintage también son aptos para los cuartos infantiles que se hayan sumado a esta tendencia. Lo vintage ya no es sinónimo de viejo o aburrido, sino que hay cosas realmente bonitas en textiles, mobiliario y decoración para los niños con este estilo. Podemos encontrar estupendas láminas de estilo vintage para poner en sus cuartos, de inspiración infantil. Estas láminas tienen colores vivos y algunas también son educativas, por lo que nos parecen una gran idea.

Mezcla de cuadros vintage

A la hora de hacer las composiciones de las que os hablamos, es posible hacer diferentes combinaciones. Los cuadros deben tener algo en común, que en este caso es el marco y el estilo. Pero sin duda hay combinaciones que son muy creativas. En  estos cuadros vemos tonos azules y anaranjados mezclados en imágenes que son totalmente diferentes, pero que vistas en conjunto casan a la perfección. Para hacer esto hay que tener cierta perspectiva a la hora de elegir los cuadros, conociendo muy bien las combinaciones de estilos y colores, para lograr un conjunto armónico aunque a simple vista no lo sea.

Cuadros vintage con mensaje

Estos cuadros vintage también pueden encontrarse con estupendos mensajes que además son inspiradores. Hay cuadros que tienen mensajes para todos los gustos, y que además son muy divertidos, normalmente hechos sobre tablas de madera. Estos cuadros son perfectos para darle un toque informal a una habitación, ya sea un cuarto infantil o el salón. Son cuadros que incluso podemos hacer nosotros mismos en casa, ya que solo necesitamos unas tablas, pintura y buena mano para hacer las letras, que también se pueden hacer con plantillas recortadas.

Cuadros vintage para el dormitorio

En los dormitorios también se pueden añadir los bonitos cuadros vintage, sobre todo si tenemos un cuarto con este estilo. Estos dos espacios tienen mucho de vintage, con textiles románticos y camas de forja o madera. Los cuadros le añaden personalidad al dormitorio, combinando con su estilo y los tonos de los textiles.

Decora tu casa con Vinilos
Si buscas Vinilos baratos para decorar tu hogar. No te pierdas esta gran colección.

Los mejores Vinilos


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.