Inspiración en lámparas tipo foco para el hogar

Focos en la cocina

La elección de las lámparas nos trae de cabeza en muchas ocasiones, porque puede que no encontremos el detalle perfecto para cada estancia. Hay muchas ideas diferentes a la hora de elegir nuevas lámparas, por lo que no podemos quedarnos solo con una, pero nos gustan especialmente las lámparas tipo foco que nos han traído estilos como el escandinavo o el industrial.

Veremos cómo se pueden añadir las lámparas tipo foco en los espacios y también con qué estilos quedan mejor. Hay muchísimos modelos de este tipo porque se han popularizado mucho, de forma que se han convertido en una tendencia.

Lámparas de metal

Focos en la entrada

En el mundo de los focos para lámparas casi siempre nos encontramos con lámparas de metal, puesto que es un material muy duradero y que se puede pintar y puede contar con muchas formas. Del estilo industrial viene ese gusto por los artículos de metal, aunque hay otros materiales. Los auténticos focos inspirados en este estilo utilizan metal. Encontramos lámparas con focos en tonos negros, dorados, color cobre o pintadas de blanco u otros colores dependiendo del estilo de la estancia.

Focos naturales con mimbre

Lámparas de mimbre

Aunque en la gran mayoría de los casos nos encontramos con el metal como material principal para las lámparas tipo foco, también hay otras ideas que son muy actuales. El mimbre es un material natural y tradicional que se ha puesto de moda y que nos trae todo tipo de cosas y piezas. Entre ellas nos encontramos con las lámparas de mimbre, las cuales son un detalle perfecto para el hogar. Este tipo de lámparas se usan en casas en las que se desea dar un toque natural con muebles de madera y plantas. También son muy usadas en ambientes nórdicos, que tienen ese toque natural.

Focos de estilo industrial

Entre los estilos que tenemos para añadir a nuestro hogar, se encuentra el estilo industrial, que fue en el que primero pudimos ver los geniales focos convertidos en preciosas lámparas. En el estilo industrial se suelen utilizar focos grandes, que se ponen en puntos específicos de la casa. Sobre las mesas del comedor, sobre la isla de la cocina o en el centro del salón. Son focos que llaman la atención y que cuelgan del techo, aportando mucho estilo a los ambientes.

Focos para un ambiente nórdico

Las lámparas tipo foco también se suelen utilizar en un ambiente nórdico. Se utilizan lámparas con focos más pequeños, que sean más discretos que los de tipo industrial, que son más grandes al imitar los que se utilizaban en las fábricas. Estos focos también tienen colores como el blanco y en ocasiones están pintados en tonos pastel. No hay que olvidar que el blanco y los tonos pastel son los colores del mundo escandinavo. No obstante, podemos añadir unos focos en tonos negros o grises, pues los colores neutros también están bien aceptados en este tipo de espacios.

Unos focos en el comedor

Focos en el hogar

Uno de los lugares en los que más solemos ver este tipo de lámparas foco es en el comedor. Al tratarse de unas lámparas que cuelgan y que ofrecen una luz intensa y focal, son ideales para iluminar partes determinadas. Es por eso que se usan en muchas ocasiones para lugares como el comedor. Llaman la atención al mismo tiempo sobre el espacio que ocupa la mesa, por lo que hacen que la decoración se encuentre más centrada, aislando esta zona incluso cuando estamos ante un comedor abierto a otros espacios. En el comedor los focos pueden estar a menor altura, pues al encontrarse sobre la mesa no pasamos sobre ellos y se pueden poner más bajos para concentrar la luz en la mesa. No obstante, siempre debemos pensar en la altura a la cual queremos ponerlos para que la luz nos resulte cómoda y las lámparas también.

Focos en la cocina

Focos industriales

Otro de los lugares en los que es normal ver este tipo de focos es en la cocina, sobre todo si contamos con una isla central. En otras partes de la cocina se pueden usar otras formas de iluminación, pero los focos se han usado en la isla para darle carácter, centrarla y para dar mucha luz central a todo el espacio. Además, resultan realmente decorativas, por lo que nos permiten darle un toque especial a nuestra cocina si elegimos bien los focos. Los hay en acabados metalizados, con muchos tonos y diferentes formas, unos más grandes, redondeados o alargados. Las ideas son infinitas pero hay que centrarlos bien en la zona de la isla para que todo quede equilibrado.

Lámparas tipo foco en el dormitorio

Lámparas en el dormitorio

La zona del dormitorio admite todo tipo de lámparas. En algunas ocasiones hay quien decide añadir los focos que se inspiran en el mundo industrial. Una buena idea para poner unos focos no muy grandes es situarlos a los lados de la cama, una zona ideal para tener buena iluminación.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.